Subir a bulnes desde poncebos

Subir a bulnes desde poncebos

Subir a bulnes desde poncebos

funicular de bulnes

Última parada: BulnesHasta hace poco sólo se llegaba a Bulnes por un camino serpenteante, tallado entre rocas de extraordinaria belleza. Solía haber un escaso tráfico de personas y mulas con provisiones y equipos, también el correo solía recorrer esta ruta. Una ruta que apenas tenía función en invierno, cuando se ocultaba en la nieve y se necesitaba un helicóptero para alguna otra urgencia o necesidad local.

Bulnes merece una visita por muchos motivos, ya sea en funicular o a pie. Proponemos, por belleza paisajística y por disfrutar del senderismo, la clásica carretera de montaña que sus vecinos utilizaron toda la vida y que conlleva pocos riesgos o sobresaltos inesperados. El camino, eso sí, se presenta ante nosotros empinado a las primeras de cambio. En el pueblo se respira un ambiente inusual, una realidad rústica en la que apenas se ven una docena de vecinos, y un buen número de casas asturianas, muchas en ruinas, incluida su parroquia. El pueblo que ahora ve reforzados sus servicios turísticos cuenta con un bar popular, que no populoso donde comer un buen cocido y algún otro alojamiento para pasar la noche.

el desfiladero del cares

Es importante entender lo que significa el Naranjo de Bulnes para los montañeros españoles. Es nuestra joya más preciada, y la cumbre más deseada. Todos los montañeros españoles sueñan con la posibilidad de mirar desde su cumbre. La belleza de esta montaña no está sólo en lo que se mira, tiene que ver más con la magia de la misma. Cuando la sientes la entiendes. Es muy difícil expresar con palabras lo que se siente por ella. Y todo esto no significa que tenga un camino fácil para llegar a su cima, porque no lo tiene. Se necesita técnica y equipo de escalada, incluso en la ruta más fácil de la cara sur: “Directa Hermanos Martínez” ( 5.8, 155m). Hay unas 70 rutas en la montaña, y sólo unas pocas son relativamente fáciles; el resto son largas, difíciles y expuestas. No obstante, escalar el “Naranjo de Bulnes” por cualquiera de sus vías merecería la pena y sería increíblemente agradecido. ¡Espero que puedas escalarlo!

  Comarca de las merindades

IMPORTANTE: Acercarse al Refugio “Vega el Urriellu” es fácil cuando se conoce la zona y el camino. Debido a la exposición de esta sierra a los vientos del norte que siempre traen muy mal tiempo, es imprescindible llevar mapa y brújula cuando se va por primera vez.

funicular de bulnes

Hay un amplio abanico de actividades para hacer aquí. Tanto si quieres ver pasar el tiempo sentado en el cómodo porche cubierto, acurrucado alrededor de la chimenea o, por el contrario, puedes entrar en la casa sólo para dormir. Aquí hemos enumerado algunas de nuestras actividades personales favoritas para ti.

Los alrededores están formados por puras montañas, valles y puertos de montaña. Aquí enumeramos algunos ejemplos de rutas que podrías recorrer. Sin embargo, al hacer tu reserva, puedes pedir un guía experto de la zona [email protected] , que te ayudará a disfrutar y entender plenamente la montaña asturiana.

  Blog de viajes por europa

Bulnes es un pueblo de apenas 20 habitantes. Es conocido por su intrincado acceso, sus hermosos prados y por ser el punto de partida de la ascensión al Naranjo de Bulnes o Picu Urriellu, uno de los picos más apreciados por los alpinistas.

Considere esta visita como obligatoria. Hay dos formas de llegar a Bulnes, o bien se recorre el Canal del Tajo o se sube en funicular. Ambas opciones parten de Poncebos. La visita típica consiste en subir en el funicular (unos 21 euros/adulto) y bajar andando hasta el punto de partida, siguiendo el canal del Tajo. El descenso dura unas dos horas y no es muy difícil, por lo que se puede disfrutar aún más de los maravillosos paisajes.

wikipedia

Salimos del pueblo pasando por delante de la Casa Fausta para unos metros más abajo, dejar a nuestra izquierda un camino que cruza el río (El Abarcadoriu). Poco más adelante, a nuestra derecha El Toyu Pío. Seguimos caminando por un tramo recto del camino, a la izquierda del mismo y al otro lado del río hay un antiguo texiu (tejo) junto a la actual depuradora. En este lugar se encontraba uno de los cuatro molinos existentes en el pueblo. Asimismo, a nuestra izquierda y en la parte superior, vemos el otro barrio de Bulnes: El Pueblu o el barrio del Castillo. Ahora pasaremos por delante de La Posa el Payariegu durante un corto espacio de tiempo para llegar a la boca superior del funicular pasando por “El Parariegu o Concha del Payariego”, junto a un transformador. A continuación, y a nuestra izquierda La Metida Rosalía (una pradera) y Después el Sedín. Seguimos por La Llosa de Lola (una pradera rectangular a la izquierda entre la carretera y el río) y continuamos hasta llegar a un cruce donde a nuestra izquierda está el puente del Jondeyón o Puente de Colines (590 m.) que da acceso a Bulnes de Arriba o El Pueblu. Estamos en Colines de Arriba. A nuestra derecha una cuadra para el ganado y una roca a nuestra izquierda, en la que se pueden ver los restos de donde se colocó una placa de la Federación Española de Montañismo dedicada a los vecinos de Bulnes con la inscripción: “Bulnes, pueblo amigo de los montañeros” por su colaboración en los rescates que tuvieron lugar en el Picu Urriellu o Naranjo de Bulnes.

  Ruta cola de caballo huesca